Translate

jueves, 17 de mayo de 2012

A ESPADA Y CRUZ

"Habrán de arrodillarse, unos ante la cruz... todos bajo la espada."



No hay de qué... es completamente gratis, mi particular regalo a la feliz pareja, Rouco y Cristina... Cristina y Rouco. Un lema hecho a vuestra medida... para que lo grabéis a fuego en nuestras carnes.

Cristina Cifuentes Cuencas (Madrid, España, Julio 1964) es una política del Partido Popular que hoy ocupa el cargo de delegada del Gobierno de España en Madrid.

Antonio María Rouco Varela (Villalba, España, Agosto 1936) es cardenal y miembro de la Real Academia de Doctores de España, es también el arzobispo de la archidiócesis de Madrid y presidente de la Conferencia Episcopal Española.



Los dos a un tiempo contra los malos. La delegada del gobierno contra los paganos que tapan con sus impuestos los agujeros de los mismos bancos que les roban sus casas, el arzobispo contra los paganos que no creen en ese dios ensangrentado y cubierto de oro en que todos lo "Roucos" del mundo han convertido a la iglesia.



Cazadores de almas en el siglo XXI, modernos colonizadores... Rouco y Cristina pretenden domeñar a todo aquel salvaje que no siga sus preceptos. Tan distintos y tan iguales. Ella de la pelu, él del confesionario... recién salidos los dos.

Vidas paralelas... o no tanto... pues si se dirigen a un mismo sitio... puede que un día se encuentren... que quizás se crucen... tiemblo con apenas imaginar el resultado de tal confluencia...

Cristina Cifuentes contra los indignados, Rouco Varela contra los indignos.

Rouco Varela es de los que creen que Dios es dinero... Cristina Cifuentes es de los que saben que el dinero es Dios.

Los dos reparten hostias a diestro y siniestro, preferentemente entre los más desfavorecidos, pero cada uno a su estilo. Ambos implacables ante los críticos, siempre seguros de que Dios está de su lado.

Por compartir, comparten hasta su perspicacia. Cristina dice que los chicos del 15M son parte de una trama que conspira y les financia... Rouco no comprende que cuando la miseria entra por la ventana, la fe sale por la puerta...

Cristina asegura tener pruebas de que detrás de las heterogéneas protestas en "sus" plazas, "hay una organización, infraestructura e incluso, un amplio soporte económico".

Si Cristina lo dice será porque es verdad... las personas como ella nunca mienten.

Ella nunca haría lo contrario de lo que dijo que haría. Ella cobra en negro hasta un cheque en blanco. Ella, es más que interesante, es interesada. Ella es de los que donde ponen el ojo ponen la bala (aunque sea de goma). Ella es de otra pasta, de la que se gasta en las más exclusivas tiendas del Barrio de Salamanca.
¿Qué sería de nosotros sin personas como Cristina Cifuentes? ¿En quién podríamos fijarnos para tomar ejemplo de buen sentido y entrega a los demás?




Y como muestra de su buena voluntad... más presencia policial. Cristina se ha comprometido a incrementar la vigilancia en el Sector 6 de la Cañada Real Galiana, el más conflictivo de los más de 14 kilómetros de la antigua vía pecuaria reconvertida desde hace 40 años en asentamiento ilegal, un foco de inmundicia que según la delegada del gobierno,  no necesita escuela, retirada de basuras, desratización, asistentes sociales, agua potable, tendido eléctrico, ni siquiera un sencillo cagadero... solo policías.

“La Comunidad ha iniciado los trámites para acabar con un problema que se remonta a más de 40 años y para ello vamos a reforzar los dispositivos de vigilancia policial en esta zona en concreto, que está caracterizada por ser un foco de tráfico de drogas, armas, robo de cobre, etcétera. Para ello dotaremos de más medios al Cuerpo Nacional de Policía facilitándoles coches todo terreno, por ejemplo, para ayudarles en su labor”, ha explicado Cifuentes.


Este mundo es de Cristina... pero el otro, que en realidad es el mismo... es de Rouco.



Monseñor Rouco Varela se decidió hace unos meses, tras una profunda meditación que ha durado décadas, a visitar ese infierno en la tierra. Habló con los niños, quiso saber de aquellas familias de rumanos gitanos que sobreviven entre el barro y las ratas. Tras una misa de campaña, el arzobispo de Madrid, ansioso por ahondar aún más en las vidas de aquellas gentes, se dirigió a un grupo de niños para hacerles unas sencillas preguntas acerca de su fe. Dicen, los que allí estaban, que  su rostro quedó entonces pálido como la leche.
¿Sabéis quien es el niño Jesús?- preguntó a los chavales.
Sí, el hijo de la Lucía - respondió uno de ellos.
¡Estos niños no tienen catequesis! - sentenció su excelencia.


Agustín, el sacerdote responsable de esta zona, (con evidente esfuerzo por contenerse) comentó ante los periodistas encargados de cubrir el evento que "fue una visita no prevista. El cardenal nos avisó unos días antes, aunque desde antes del verano nos había indicado su intención de venir a la Cañada". 

Puede que por lo imprevisto de la visita, y antes de la misa, el propio Rouco ordenara a los sacerdotes nativos que le trajeran obleas en lugar de los trozos de pan con que normalmente se comulga en el infierno. 
Puede que acostumbrado al brillo del oro, el cardenal tampoco aceptara el báculo de madera que una niña quiso ofrecerle como presente. 
Puede que habituado al glorioso eco de sus palabras en su catedral, su homilía careciera de una sola referencia a la miseria y la marginación que le rodeaba por todas partes.


Cristina Cifuentes Cuencas, Antonio María Rouco Varela... la cara y la cruz... una misma moneda.


Rouco y Cristina... Cristina y Rouco... tan distintos, que ya apenas noto la diferencia.

12 comentarios:

  1. Indignos e indignados, una batalla entre Iglesia y unos políticos realmente indignos que indignan a la ciudadanía.

    saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La simple cración del concepto "indignado" es ya todo un logro, tal vez todavía no haya pasado el tiempo necesario para valorar su utilidad, pero seguro que de aquí a unos años seremos mucho más conscientes que ahora de su importancia, de su capacidad para unir palomas heridas, diferentes formas de ver la política... Las palabras son importantes, son los símbolos de lo que se hará, la primera parte de la batalla que está por llegar.
      "Cuando no tengas nada más, inventa palabras, ceremonias... y dales significado"

      Eliminar
  2. Tus letras, simples y certeras, harian temblar al mas progresista de los diarios. En un mundo ideal serias editor en jefe, pero como nuestro mundo vive muy lejos de serlo, pues tus letras honestas no caben en la prensa de hoy.

    Bravo Pelayo!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Gilberto.

      Un abrazo

      Eliminar
    2. Vamos a ver pero Rouco no debía estar ya jubilado? Q pesado se hace con esta historia de querer ser un cura normal cuando es un insensato ( vamos q ir a la Cañada a repartir hostias en vez de pan, es demente, q se vaya ya y nos deje en paz ) jope si ya no se le puede no escuchar . En fin este país con gente así no sale adelante. Bueno y luego la otra q porq no cuenta q quiere sacar de la Cañada a todos las pobres personas q malviven o no allí para especular a lo bestia con la zona ? Casas q unan ya de una vez Cuenca con Madrid, oficinas, parques industriales etc.. No se q mas quieren Pero si hay familias q llevan allí 40 años y además con papeles de propiedad, da igual lo mismo hicieron con la Ciudad del Real Madrid hace muchos años.....Franco odiaba el frente del barrio deTetuan y alrededores así q laminación. Pues esto no cambia seguimos con la Iglesia y la extrema derecha gobernando como hace 50 años. Q pena de país tenemos . Nos lo merecemos? PUES NO

      Eliminar
    3. La idea que esos intentan transmitir es esta... "son pobres, son delincuentes, lo son porque les gusta vivir así... son tan distintos a nosotros que tal vez sean peligrosos... tal vez malvados"
      El mensaje es como la lluvia fina, no hace ruido, pero cala hasta los huesos.

      Beso

      Eliminar
  3. Pelayo: Creo que podrías ilustrar el artículo con una foto de la placa conmemorativa que se encuentra en el atrio de la Almudena, a la izquierda, justo antes de entrar en el edificio por el acceso principal. Cuando la leas, me dices.
    Slds
    INMA

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya te contaré, me has dejado intrigado...

      Beso

      Eliminar
  4. Cada día estoy más convencido de que Antonio Machado se refería a personas (por decir algo) como la señora Cifuentes y el señor Rouco cuando decía aquello de ''mala gente que camina y va apestando la tierra''. Ellos, a los que ese Jesús por el que preguntaba Rouco decía: ''¡Ay de vosotros, escribas y fariseos hipócritas, pues sois semejantes a sepulcros blanqueados, que por fuera parecen bonitos, pero por dentro están llenos de huesos de muertos y de toda inmundicia!
    28 Así también vosotros, por fuera aparecéis justos ante los hombres, pero por dentro estáis llenos de hipocresía y de iniquidad''.
    Ellos, toda esta inmundicia, son la prueba viviente de que su Dios no existe: si existiera, hace tiempo que los habría fulminado con un rayo... Pero como los ateos no creemos en eso, mejor que los fulminemos nosotros, aunque solo sea con nuestra indiferencia.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me parece a mí que estos endemoniados no se purifican con las llamas de nuestro desprecio... habrá que buscar algo menos piadoso, y mucho más caliente que la fría indiferencia.

      Abrazo

      Eliminar
  5. Raúl Ibáñez Martínez3 de marzo de 2013, 18:20

    Cardenal arzobispo de Madrid Rouco Varela:
    Eminencia, me dirijo a ti confiado, con el mayor de los respetos, para rogar tu intercesión ante tus amigos los políticos del PP en el gobierno, para rogarles que humildemente reconozcan la incompetencia, inoperancia e ineficacia demostrada durante este primer año de gobierno. 6.000.000.- millones de parados, con eso te lo digo casi todo,. No voy a contarte los casos de corrupción; ¡como trincan!, se lo llevan por carretillas, ¡como han tirado por los suelos la imagen de España en el mundo!, que no quiero hacerte mala sangre, ni los recortes sociales, subidas de impuestos, desahucios de viviendas a la clase trabajadora y rescates a los bancos con el dinero de los parados, porque vienen impuestos por la ángela caída cuyo apellido omito por no herir tu inteligencia. Sigo… diles, ¡por favor! que se vayan, que si no les vamos a tener que echar y va a ser peor.
    Te cuento todo esto para que veas como tratan a tus ovejas estos borregos con alma de lobo, ya que tú estás tan ocupado que ¡¡¡ no te enteras !!! , en temas tan importantes como la teología, cristología, conferencia episcopal, trasmisión de documentos pontificios, etc…, ¡vaya carga de trabajo la tuya!, que ocupan toda tu atención.
    ¡Por favor, te ruego no les des mi nombre, que son muy dañinos y rencorosos, por ello te ruego absoluta reserva y no te enfades mucho con ellos, que conociendo tu sensibilidad y carácter, doy por cierto que vas a montar en cólera o mejor santa indignación y preveo que les vas a poner a caldo.
    Gracias Rou, beso tu anillo

    ResponderEliminar